Ceniza

Sabía que no viviría eternamente, mas no esperaba que fuese tan corta.

Ahí me hallaba yo, junto a otros cientos de miles, arropado bajo un papel fino, impregnados del resto; esperando nuestro nacimiento.

Hasta que llegó, me convertí en mí, ceniza redonda y cálida.

Comencé a atestar el ambiente de mi generosidad, entregándole mi vida al completo, como conato de una vida sin féretro. No lo hice queriendo— si tuviese elección, escogería un fin sin principio—, es algo innato en mí, encumbrando todo mí alrededor, huyendo de mi ínfimo calor, escondiéndome en cada arista del viento; susurrándome para vivir.

En mi fulgor me confundo, ¿soy el resto de algo grande?, ¿soy el comienzo de algo mayestático?, ¿soy?

Me gusta pensar que soy.

En mi largo periplo mermé en intensidad, echándome a dormir, bajo una manta, en el limbo tras las estrellas, para despertar siempre que  me necesites; para cuando seas.

 

Este blog participa en los premios 20 blogs 🙂

http://lablogoteca.20minutos.es/distopia-utopika-61163/0

 

 

 

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

    1. Me alegra mucho que te haya gustado!:)
      ¡Un abrazo!

      Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s